Malabo:  24°C | Rocío: 23°C
   Madrid:  25°C | Rocío: 11°C
 Malabo 10:7     Madrid 10:7
Sábado, 26 de julio de 2014
Logo de genet

YA FUNCIONAN AUTORES Y ANUNCIOS INSTANTANEOS. MEJORANDO!

      Buscar: en:   Noticias   Enlaces   Anuncios  

Login

Home
Intro/Ayuda
Noticias
Anuncios
Autores
Lenguas
Foro de Debates
Apuestas
Quiz
Calculador de Francos CFA a Euro
Calculador de Euro a Francos CFA
F CFA <---> Euro
Cambios Recientes
Contacto
Suscribirse
Foro/Chat
Estadística
Enlaces
Documentos
Promoción
Su página de inicio
Recomendar

¡Viva Patricio Nbe!

Visitas desde
06/02/2003 :


Galeria de Ilustres de Guinea Ecuatorial

Formato para impresión Email anterior Noticias posterior Compartir en Twitter

Editorial

REFLEXIONES A LA DIASPORA GUINEANA EN EL TÍTULO:“LA POLITICA IBERICA DE “PALO Y ZANAHORIA” EN GUINEA ECUATORIAL”


publicado por: Luis Obiang Mengue el 09/09/2004 9:37:44 CET

No es de extrañar el que, en ciertos círculos sociales y políticos de Guinea Ecuatorial, en relación a España, hoy en día, se registra posturas de total escepticismo para no decir radicalismo a modo de Tomás el discípulo: “Si no meto mis dedos en sus llagas, no lo creeré”; toda vez que el país ibérico, en su andadura histórico-política y de sistemas de Gobiernos, no ha dejado, no deja y nunca dejará de practicar en Guinea Ecuatorial, su política de “palo y zanahoria”. veamos cómo y el por qué: Históricamente, diáspora guineana, se sabe que tras la firma y su ratificación de los Tratados de la Granja de San Ildefonso, 1777, y el de “El Pardo, 1.779 respectivamente, mediante los cuales las posesiones de los territorios africanos de Portugal fueron traspasados a la corona española, una primera expedición, al mando del Conde de Argelejo, llegó a Fernando Poo, más concretamente, en una de las bahías de dicha isla, que fue bautizada con el nombre de bahía de San Carlos.”

Y después de izar la bandera española de ocupación, a los tres días, la expedición se zarpó rumbo hacia la isla de Annobón. Al encontrarse allí con una ferroz resistencia nativa, en contra de las fuerzas extrajeras de ocupación, se entabló una verdadera batalla de guerra, cuyo resultado fue el aniquilamiento en derrota de los visitantes. Los supervivientes expedicionarios por esta masacre annobonesa, refugiados en la isla de Santo Tomé en espera de refuerzos que nunca llegaron de España, abandonaron su refugio, volviendo a Montevideo en 1.788.






He aquí el origen de la actual política española de “palo y zanahoria” en Guinea Ecuatorial; por que, mientras los pretextos de abandono y el desinterés de los territorios, se atribuían a causas de enfermedades endémicas de la zona, el país ibérico seguía practicando sus actividades de la “Trata”por intermediarios. Lo cual hizo que la verdadera y efectiva presencia de España en dichos territorios, tuviese lugar a mediados del siglo XIX; y, más concretamente, en el año 1858. Lo que tuvo como consecuencia negativa para España, la pérdida de casi todos sus territorios del golfo de Guinea, ocupados por Francia e Inglaterra.

En el transcurso de esos tiempos, el remanente-cacho de dichos territorios, denominado, hoy en día, Guinea Ecuatorial, accede a su independencia nacional en 1968; y, al instaurarse en el país un régimen de ostracismo político, España sin paliativos, no dudó en aplicar su teoría política de “palo y zanahoria”, decretando a Guinea Ecuatorial como “materia reservada” a su suerte.

La visita del Monarca español, el rey D. Juan Carlos I de Borbón, en sus declaraciones sobre el futuro esperanzador de las relaciones hispano-guineanas, hoy día 25 años después, descansan sobre la política española de “palo y zanahoria” en el país africano.

Con el fin de restablecer la confianza y credibilidad perdidas entre ambos paises, situación surgida durante la época onceava de triste memoria, el nuevo régimen hizo público dos decretos presidenciales, por los cuales todos los colonos españoles, a causa del éxodo masivo del 5 de marzo de 1969, se les brindaba la oportunidad de recuperar todos y cada uno de sus bienes abandonados. Pero, la política española de “palo y zanahoria” en la perla del Africa Ecuatorial, brindó una vez más, su respuesta por todos conocida.

Al objeto de que el país adquiera una personalidad economico-financiera que le permita establecer acuerdos y contraer compromisos con otros Estados y Organizaciones economico-financieras Internacionales, el nuevo sistema de Malabo, solicitó del país ibérico la readmisión en circulación de la extinguida peseta guineana, la que gozaría del respaldo de la peseta española. Una vez más, se resplandeció la teoría de la política española de “palo y zanahoria” en Guinea Ecuatorial.





En varias ocasiones, el régimen de por una Guinea Mejor, se ha expresado sobre el estado orgulloso de Guinea Ecuatorial por su identidad cultural de pertenecer a la comunidad hispánica de Naciones y, como tal, al ser el único país hispanófono del Africa Subsahariana, podría servir de trampolín entre el mundo de la comunidad hispánica y el Africa negra. Cuyo primer paso positivo dado, es el reconocimiento y la admisión del español, como idioma de trabajo, en la organización internacional de la UNION AFRICANA (U.A.). Por lo que, le cabe el honor y el derecho de asistir como invitado Estado Miembro, a las reuniones cumbre de Jefes de Estado de la comunidad iberoamericana de naciones; cuya auténtica denominación sería más bien, “Cumbre Afro-Ibero-Americana de naciones”. Y en este deseo, se ha relucido un vez más la política española de “palo y zanahoria” en Guinea Ecuatorial.

Cuando en 1982, la empresa guineo-española de petróleo, (gepsa), descubre por primera vez el oro negro guineano y, poco después, es desmentida tal noticia, por razones de no buena calidad e insuficiente cantidad para su explotación, fue la culminación de esta barbarie política española de “palo y zanahoria”, en este pequeño país del Africa Ecuatorial.

Y, teniendo en cuenta todo lo anteriormente expuesto, afirmamos sin temor equivocación que las declaraciones del representante español, el Senador socialista Laborda, en las mentes de todos los guineanos de a pie y de aquellos que conforman el espectro social y político del país africano, no se escapan de ser unos simples cumplidos protocolariamente diplomático-políticos, con los que sobradamente se ha habituado ya la República de Guinea Ecuatorial. Para ello, queremos recordar aquí que “entre el dicho y el hecho, hay un trecho”. Por lo tanto, mucho mejor habría sido para el eminente político español, guardarse para sí sus diáfanas declaraciones; ya que, para la diáspora y el pueblo guineano, “obras son amores, y no buenas declaraciones”.

A ti las conclusiones y consecuencias, díáspora guineana.


Fuente: LOM.- EMBAJADOR

¡Nota importante!
El contenido de los artículos publicados no refleja necesariamente la opinión de la redacción de guinea-ecuatorial.net
Véase también la declaración sobre el uso de seudónimos

Usuarios en linea: 36


Noticias
Recientes

Síguenos en:

© Guinea-Ecuatorial.net (Nvo Zang Okenve 2004 - 2014) - Foro Solidario por Guinea. Todos los derechos reservados. email: info@guinea-ecuatorial.net